“El lado oscuro”

el

Por Yañez. B. Ivana

   “El lado oscuro”(1991) es una película dramática basada en la vida y las experiencias de Antonio Lopez Cresco; un abogado de CONADEP (Comisión Nacional sobre Desaparición de Personas). Esta película se basa en una entrevista que Lopez Crespo le realizó a un torturador argentino de la última dictadura militar.

   La CONADEP, se encargo de indagar, por lo que recibió miles de testimonios; ellos tuvieron la tarea de investigar las violaciones a los derechos humanos que tuvo el país en la dictadura militar, por lo que a partir de entrevistas como las que se representan en la película, pudieron saber los lugares donde se torturó personas o lo que había ocurrido con algunos desaparecidos.

   En el este film de 55 minutos, se pueden ver fragmentos reales del propio abogado, sus testimonios afectaran a la trama y la narrativa de la película, incluso en la reacción de los actores. El material de archivo fue incluído en la película gracias al director Gonzalo Suarez, quien era amigo del abogado. Suarez realizo esta película como una forma de denunciar la violación de los derechos humanos en Argentina y Latinoamérica; presentándolo para TVE, televisión Española.

   En la película se pueden ver escenas de la realidad, tanto como una escena obtenida de un  testimonio real, de uno de los personajes (el abogado). La ficción inserta estos dos personajes en un espacio cerrado donde se desenvuelve la acción. Contando como interpretes de los personajes a Hector Alfeiro y Hugo Garban siendo el primero el abogado y el segundo el torturador.  Estas escenas se intercalan entre si, mostrando en un momento lo que el verdadero abogado siente y piensa de lo que estaba viviendo, tras usar el recurso del testimonio real insertado justo en el momento de mayor dramatismo el actor que representa al abogado. Generando una fusión entre lo real y lo ficcional que logra exteriorizar y cautivar al espectador evocando los sentimientos del abogado entrelazado el de su intérprete ficcional.

   La película comienza con el torturador con las manos esposadas, expresando sus rasgos psicópatas y su personalidad acelerada. cuenta cómo fue su entrenamiento a los 22 años en el que lo adoctrinaron (junto a otros integrantes de diferentes países de Latinoamérica) a torturar y soportar el dolor de la picana eléctrica.

   Él da su testimonio, como si el tiempo ya hubiese pasado, ya que se ve bastante tranquilo a pesar de todo el dolor que recibió; incluso es irónico al contar como torturaban a una compañera, una mujer que la estaban entrenando como a  él, cuando pensaba que era una montonera o una comunista. De esta manera notamos como Valdez es un sujeto que ya tiene naturalizado el dolor y la violencia; a partir de una visión de superioridad ante el resto de la humanidad.

   En el material de archivo, López Crespo nos cuenta como al ser una persona perseguida en los años 70, conoce cómo es ser una víctima, por lo que el actor interpreta bastante bien el odio que tiene ante psicópata pero su deber ante las otras víctimas es el de representarlas como abogado, por lo que pocas veces se pueden ver sus rasgos faciales modificados por las palabras de Valdez; demostrando que a él que sus palabras no pueden afectarlo, pero al final lo hacen.

   En el transcurso de la película Valdez cuenta cómo fue su servicio; como lo obligaban a tomar drogas, el perseguimiento y la muerte de su compañero. Se puede destacar como habla de la sensación de superioridad que él y sus compañeros tenían cuando dice “éramos Dioses”, como de una patada entraban a una casa y se llevaban a alguien.

   Demostrar esta superioridad, es algo que permaneció en la mente de Valdez, ya esposado, esperando un juicio por el que seguramente quedaría privado de libertad para toda su vida; o al realizar estas entrevistas donde al revelar información era mas probable que lo buscaran y lo mataran; él seguía mostrando que era más habilidosos que el resto de la gente sacándose las esposas en frente del abogado y diciendo que tranquilamente podría matarlo.

   A lo largo de la entrevista Valdez habla de su vida cotidiana y como el trabajo lo iba transformando; su casa, su hija y sobre todo la situación con su mujer. Vivian una violencia naturalizada, ella nunca supo en que trabajaba realmente su marido, solo que era policía; luego de varios brotes psicóticos y de violencia, Valdez mata a su esposa.

   Se puede pensar que esta violencia y esta cotidianidad va mas allá de las personas desaparecidas y perseguidas o la policía; esta situación era cotidiana en todo el país, como por ignorancia se puede justificar los actos de los militares; como las personas al estar tan atravesados en esta situación no se podían dar cuenta de lo que ocurría en frente de ellos. Es por esto que el lado oscuro, es la realidad violenta y siniestra que una parte de la sociedad no pudo ver.

Año 2016. La Plata, Argentina.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s